Esp|Eng

blog

creatividad originaria

Cada nuevo proyecto de branding en Fuego Yámana, comienza con una etapa de inmersión en la organización y tiene por objetivo (además de conocer lo central acerca de la empresa) descubrir su ADN. ¿A qué llamamos de esta manera? Al néctar, o por decirlo de otra forma, a la esencia de tu marca que la hace única e irrepetible. 

Nuestro equipo de comunicación está al frente de esta tarea y se encarga de conducir la entrevista inicial de ADN con los integrantes del proyecto. Este trabajo se complementa con un análisis de la competencia y revisión del contexto marcario en que funciona el producto o servicio.

¿Por qué comenzamos por aquí y creemos que este punto no solo es importante sino fundamental para encarar la comunicación de tu empresa? ¡Te invitamos a seguir leyendo!

La importancia de descubrir tu esencia

Vivimos en un mundo repleto de marcas que compiten por captar nuestra atención. Salvo en casos excepcionales, tu negocio se enfrenta día a día a muchos otros que buscan lo mismo: ganar la preferencia y (si vamos un poco más allá) hasta tal vez enamorar a sus clientes, para que los elijan. Es por eso que se vuelve fundamental comprender el ADN de tu marca y descubrir lo que la hace única. 

¿Cuál es tu propuesta diferenciadora? ¿Por qué un cliente debería elegirte y no a la competencia? Estas son algunas de las preguntas que buscamos responder como punto de partida para los proyectos de identidad visual, marketing digital o desarrollo web. Encontrar esas respuestas implica entender el negocio y descubrir lo que lo hace único. A veces puede ser algo intrínseco a su forma o fórmula, la experiencia que propone, su filosofía o su storytelling. Sea cual fuere, lo importante es reconocerlo y hacérselo saber a tus clientes a través de tu comunicación.

Diferenciar a tu marca de la competencia

Si aún necesitás seguir trabajando sobre este punto y querés conocer más acerca de cómo diferenciarte, te proponemos leer este artículo de tienda Nube en el que se detallan 4 puntos fundamentales para que tu marca se destaque:

1 -Estudiar tu mercado y competencia

2 -Definir la personalidad de tu marca (¿cómo es su carácter y filosofía?)

3 -La regla de las tres “i”: invertir, innovar, improvisar

4 -Repetir como un mantra: “la relación con el cliente no termina en la venta, es acá donde recién empieza”

Pero ¡esto no termina acá! El próximo paso es sacarlo a la luz y a la vida.

ADN en acción

Más allá de este primer paso fundamental que consiste en comprender la propuesta de valor de tu negocio, lo importante es que puedas trabajar sobre ello y hacerlo parte integral de la comunicación con tus públicos.

Tanto tu marca e identidad visual, como tu website, tus redes sociales, blog o cualquier otro canal de comunicación que utilices, debe estar enfocado en transmitir de manera consistente la esencia de tu marca, y sacar a relucir aquello que la hace única y logrará captar la atención de tu público objetivo.

Es por eso que, si hay algo que podemos recomendarte es que, una vez que descubras tu ADN, lo nutras y maximices: en tu marca, marketing y también como parte de la cultura organizacional.

¿Ya sabés qué es eso que te hace único? ¿Te gustaría recibir asesoramiento para descubrirlo? ¡Contactanos!

 

The following two tabs change content below.

Betiana del Río

Especialista en marketing y comunicación en Fuego Yámana. Magister en Communication Design y Licenciada en Comercialización. Apasionada por el arte y el diseño.

Últimas entradas deBetiana del Río (ver todo)